EL ETERNO RETORNO DEL FRACASO EDUCATIVO

salon-oscuras

El día en que nuestros niños apuran las horas exprimiendo los juguetes antes de volver al horario escolar, la noticia más destacada de la prensa española es un titular muy poco optimista del diario El País: “Más becarios pero más pobres. La cuantía de las ayudas universitarias baja 466 euros de media desde 2010”. Un titular que, además de no llamar precisamente al alborozo, podría explicar -al menos en parte- el del diario ABC en el que Josep Soler, presidente de la Asociación Europea de Planificación Financiera (EFPA), afirma que “España está a la cola en los planes de educación financiera”.

En realidad es muy difícil que la educación de ningún tipo avance en un país que genera noticias como ésta que publica La Voz de Galicia: “Educación recuerda a los colegios que no pueden proyectar películas. Una circular tras la entrada en vigor de la nueva Ley de Propiedad Intelectual insiste en que solo es posible reproducir pequeños fragmentos”. Y así vamos, de desconcierto en desconcierto hasta la estupefacción final.

Hace cinco meses que presuntamente entró en funcionamiento la última ley sobre Educación y nuestro sistema pedagógico sigue tan gripado como siempre. Y decimos ‘presuntamente’ porque ninguna de las autonómicas españolas la ha aplicado en su totalidad y en algunas ni siquiera hay la más mínima intención de implementarla, sobre todo en vista del alto grado de discrepancia suscitado que asegura la muerte anunciada de la LOMCE si no renueva mayoría absoluta el partido que la ha puesto en marcha.

Y lo peor es que ese mismo esquema puede volver a repetirse con un nuevo texto legal creado sin el necesario consenso y debate que siente las bases de un sistema educativo estable, flexible y duradero. En definitiva, no habrá un verdadero avance sin un Gran Pacto de Estado en Educación que implique a todas las partes: a los ciudadanos y sus representantes políticos, sociales y profesionales.

La llamada Ley Wert es el último desencuentro en la ordenación de nuestro sistema educativo, que arrastra más de tres décadas de desencuentros, con cambios de normas y giros en la dirección de nuestro sistema pedagógico, que nos han llevado a una situación de “permanente fracaso educativo” como país. Claro que poco más podemos esperar en un país que, entre sus muchísimas contradicciones, se permite el lujo de esta: las revistas porno tienen un 4 % de IVA, las flores un 10, el material escolar, un 21.

Sincronía, una sola Humanidad

POR UN PACTO DE ESTADO EN EDUCACIÓN

Firma y ayúdanos a difundir esta campaña.

http://www.sincronia.org/camp/pacto-por-la-educacion/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s